Estás en: Inicio / Mundo Plus / Estilos de vida / 13 Secretos que los gimnasios nunca te dirán

Estilos de vida

13 Secretos que los gimnasios nunca te dirán

2017-11-29 16:42:00

Estos 13 consejos te ayudarán a sacar el máximo provecho de tu membresía de gimnasio.

1. Los gimnasios cuentan con que no te presentes
Casi la mitad de las personas que comienzan los programas de ejercicios lo abandonan en los seis primeros meses. Para no dejarlo y perder dinero, comienza lentamente: elige un programa de caminata de 30 minutos o una clase de programas aeróbicos para principiantes. Aquellos que se dan por vencidos normalmente se esfuerzan mucho al principio, para luego desalentarse

2. A menudo es más barato pagar a medida que avanzas
Los economistas de la Universidad de California, Berkeley, descubrieron que el usuario promedio de gimnasio que compra una membresía mensual o anual obtiene un 70 por ciento más por año, que aquellos que pagan por visita.

3. Muchas personas usan las cintas de correr de forma incorrecta
Espera para mantener el equilibrio, pero no respaldes el peso de tu cuerpo en tus brazos; es inseguro y quemas menos calorías. Si no puedes aflojar tu agarre, intenta reducir la velocidad.

4. Elige los ejercicios correctos
Jenn Farrell, fisicoculturista, entrenadora y propietaria de un gimnasio en Vancouver, dice que la condición física funcional, ejercicio que simula los movimientos cotidianos, ayuda a los adultos mayores a prevenir lesiones y mantener la fortaleza. Por ejemplo, intenta hacer sentadillas, que imiten sentarse en una silla.

5. No te sientas presionado
También podrías solicitar un período de prueba sin compromiso o sesiones. Si un gimnasio te presiona para que compres una membresía, es una señal de alerta de que los empleados podrían simplemente estar trabajando para cumplir con una cuota.

6. Prueba algo nuevo
Algunas veces es mejor pagar por sesiones individuales con un entrenador personal. Los entrenadores pueden adaptar los ejercicios a tus necesidades y explicar las reglas formales e informales del gimnasio.

7. Busca un buen entrenador
Un buen entrenador, dice Farrell, “es alguien que realmente quiere saber cuál es tu historia”. Si tu entrenador no está interesado en tu historial de lesiones, régimen de medicamentos y necesidades de acondicionamiento físico, es hora de cambiar y seguir adelante.

8. Ante todo, mucha paciencia
La TV puede darte la idea de que puedes perder 15 kilos en unas pocas semanas, pero a menos que estés pasando ocho horas al día haciendo ejercicio, eso no es realista. Quédate en tu gimnasio por lo menos tres meses, ejercítate tres o cuatro veces a la semana y notarás una diferencia notable en tu cuerpo.

9. Cuidado con las bebidas tipo smoothie
Algunas de estas bebidas pueden contener hasta 500 calorías, lo que puede ser perjudicial para la rutina de ejercicios que acabaste. Ahorra dinero y asegurarte de obtener la nutrición que necesitas, preparándolos en casa.

10. Siempre usa toallitas desinfectantes
¡No solo están ahí para la decoración! Limpia las máquinas e implementos después de su uso. Un estudio reciente realizado por FitRated, un sitio web que revisa el equipo de entrenamiento, descubrió que las pesas libres albergan, en promedio, 362 veces más bacterias que un asiento de inodoro.

11. Coloca las cosas donde pertenecen
La mayor queja de Farrell como usuario de gimnasio es cuando otros dejan sus equipo por ahí. Sé ordenado y evita accidentes.

12. No pagues automáticamente la tarifa de inscripción
Investiga los costos de los gimnasios cercanos, luego pregunta si el precio es el mejor que te pueden ofrecer. De pronto puedes obtener algunos otros beneficios adicionales como meses gratis, clases o asesorías.

13. Fíjate en los detalles
Un amable personal de recepción puede indicar que un gimnasio está bien administrado, mientras que los baños limpios pueden significar que los gerentes se toman en serio la higiene.