Estás en: Inicio / Mundo Plus / Estilos de vida / Cinco formas para ser más productivo si estudias y trabajas a la vez

Estilos de vida

Cinco formas para ser más productivo si estudias y trabajas a la vez

En una sociedad competitiva, como en la que nos desarrollamos, dónde muchos jóvenes y adultos estudian y trabajan para alcanzar sus metas, la productividad se vuelve un reto que en ocasiones podría desfallecer en el proceso.

La clave se encuentra en optimizar las herramientas y canalizar de mejor manera el tiempo, según señala William Muñoz, director de Investigación de la Universidad Católica Sedes Sapientiae (UCSS), ya que de esta manera se gana así a las horas hombres y se obtiene además calidad de vida.

Para ello el especialista da las siguientes recomendaciones:

Organiza bien tu tiempo. Puedes ser flexible con tu horario, pero mantener una agenda es algo que no deberías dejar de lado para organizar mejor tu tiempo. Gracias a la tecnología de los smartphones ahora prácticamente todos tenemos acceso a una y hasta podemos compartirlo con amigos y familiares. Si planifica tu trayectoria académica y laboral, verás que sí es posible también guardar tiempo para la familia y para ti mismo.

Desarrolla hábitos de estudio eficaces. Si aprendes más al escuchar a un maestro en un aula de clases que leyendo un libro, no faltes a ninguna. Sé organizado, toma importantes apuntes de las clases y dispón un lugar adecuado para estudiar. Busca reducir las distracciones al máximo en tus tiempos de estudio, prepara esquemas, revísalos, habla con tus profesores o aprovecha las tutorías de la universidad.

Trabaja de forma eficaz. Si elaboras una lista de tareas a realizar, organizándola de forma secuencial con las tareas más importantes al inicio de la lista, podrás ver que aprovechas mejor tu tiempo. Considera organizar tu espacio de trabajo, desarrolla el hábito de trabajar en equipo, considera hablar con tu jefe para buscar apoyo y comprensión.

Afronta el estrés. Manteniendo separado el trabajo de los estudios, evita preocuparte por el trabajo cuando estudies y viceversa. Tómate los descansos que necesites sin exagerar. Hacer ejercicios y deportes te ayudarán a despejarte de las preocupaciones. Así mismo, duerme lo suficiente y come alimentos saludables.

Adopta el pensamiento adecuado. Sé realista. Recuerda siempre la razón por la que haces las cosas y déjate ayudar. Mantén un ritmo sostenido. Verifica tus avances y corrige tus retrasos. Celebra los logros sean pequeños o grandes. Nunca olvides que tienes toda la capacidad para alcanzar tus metas.
Fuente: Agencia Andina