Estás en: Inicio / Mundo Plus / Estilos de vida / Esta es la razón por la cual terminas comiendo mucha sal

Estilos de vida

Esta es la razón por la cual terminas comiendo mucha sal

2017-10-10 14:41:00

Tres cuartos del sodio en tu dieta no es por la sal: en realidad lo puedes encontrar donde menos lo esperas. El problema con la sal es que aunque pienses que tan solo estás echando unos granitos de sal en tus comidas, en realidad, puede ser que esa ½ cucharadita termine siendo casi dos cucharaditas llenas de presión arterial por el aumento de cloruro de sodio. Aquí te contamos cómo la sal se infiltra en tu dieta.

Las tres cuartas partes del sodio en nuestra dieta no provienen de un salero. Está oculto en los alimentos procesados, tales como; vegetales enlatados y sopas; condimentos como soja y salsas; hamburguesas de comida rápida (y papas fritas); y las carnes procesadas, tales como el tocino, jamón o pavo.

Algunos alimentos no procesados también contienen sodio, estos son por ejemplo, la leche, la remolacha y el apio. Y es bueno, porque si necesitamos del sodio en nuestra alimentación ya que ayuda a regular la presión arterial, mantiene el equilibrio de fluidos del cuerpo, transmite los impulsos nerviosos, hace que los músculos se contraigan y mantiene sus sentidos de gusto, olfato y tacto trabajando correctamente.

Pero, ¿es muy dañina la sal? Los científicos-y la industria de la sal-han debatido esto durante décadas, pero la evidencia médica sugiere que lo es. Expertos médicos alrededor del mundo están de acuerdo en que: La mayoría de la gente come demasiada sal. Hay un fuerte vínculo entre una dieta alta en sal y el desarrollo de la presión arterial alta. La reducción de la presión arterial disminuye el riesgo de sufrir accidentes cerebrovasculares y enfermedades del corazón.

Así que más prudencia la próxima vez que vayas a echar un poquito más de sal a tu comida.