Estás en: Inicio / Mundo Plus / Estilos de vida / Estas son las razones de por qué no deberías cargar tu celular en el carro

Estilos de vida

Estas son las razones de por qué no deberías cargar tu celular en el carro

Ya sea que estés en un largo viaje por carretera o atrapado en el tráfico, una batería baja de celular podría significar un desastre para un conductor aburrido. Al principio, puede parecer inofensivo conectar tu teléfono al puerto USB de tu automóvil. Pero a menos que estés desesperado, cargar tu celular durante tu viaje puede ser un gran error.

¿Por qué? Para empezar, el puerto USB de tu vehículo probablemente proporciona menos electricidad de la que tu teléfono realmente necesita para cargar. Como resultado, tu celular puede bloquearse mientras se carga o, lo que es peor, apenas cargarse.

Por otro lado, el celular también podría recibir demasiada energía, especialmente si está usando un puerto, “encendedor de cigarrillos” para cargarse. La mayoría de los Encendedores de Cigarrillos pueden suministrar hasta 10 amperios, mientras que la mayoría de los cargadores usan de uno a tres amperios. Un cargador que funciona mal o está dañado puede proporcionar una potencia inconsistente al dispositivo, lo que puede dar lugar a picos repentinos que pueden causar sobrecalentamiento, daños en los componentes internos o, en raras ocasiones, destruir el dispositivo.

Cargar el teléfono mientras estás en la carretera también podría drenar la batería de tu automóvil. Si dejas tu carro funcionando con el “accesorio”, mientras tu motor está apagado, pero aún usa la radio, el dispositivo extraerá energía de la batería de tu carro mientras se carga. Esto generalmente no es un gran problema para aquellos que poseen autos nuevos con baterías saludables, pero si tu carro es un modelo anterior, es posible que desees evitar cargar tu teléfono a través de su puerto USB.

Lo más importante, no es seguro usar tu teléfono mientras manejas tu carro. Cada vez que tus ojos se desvían del camino para mirar el celular pones en riesgo no solo tu vida sino de los que te acompañan. En pocas palabras: vaya a lo seguro y espere hasta que llegue a casa para conectar.