Estás en: Inicio / Mundo Plus / Estilos de vida / Estos son los hábitos que no debes dejar de realizar antes y después del ejercicio

Estilos de vida

Estos son los hábitos que no debes dejar de realizar antes y después del ejercicio

2017-09-08 07:39:34

Si decides entrenar de una manera regular, es importante que comiences a adoptar hábitos adecuados para antes y después de tu entrenamiento. Estos te ayudarán a realizar tu actividad física en la forma adecuada y no sufrir alguna lesión o sentir más o menos dolor después del entrenamiento.

Los hábitos pre y post entrenamiento, serán claves para ejercitarte y concentrarte en tus objetivos.

Antes de comenzar tu entrenamiento:

1. Recuerda siempre calentar. Cualquiera sea la actividad que vayas a realizar no olvides realizar un calentamiento previo, con esta acción ayudarás a tus músculos, tendones y ligamentos y disminuirás la posibilidad de lesionarte. Calienta al menos por cinco minutos.

2. Come carbohidratos. Antes de entrenar no olvides que debes tener un energía suficiente y proteínas que ayuden a fortalecer tus músculos y los proteja. Si entrenas por las mañanas, necesitas un buen desayuno.

3. Hidrátate bien. Recuerda que el organismo está compuesto en un 70% de agua, así que es importante mantenerte con un buen nivel de hidratación para no sufrir descompensaciones. Se debe consumir al menos 500 ml de líquido dos horas antes de una rutina de ejercicios rigurosa.

4. Utiliza ropa deportiva adecuada. Dependiendo de tu objetivo con el entrenamiento, puedes conseguir ropa que absorba el sudor y te mantenga fresco o tal vez que te permita realizar los ejercicios adecuadamente.

Luego de entrenar:

1. No olvides el estiramiento. Busca siempre realizar estiramientos suaves y de baja intensidad para permitir que el músculo se relaje poco a poco. Lo ideal es que te mantengas en movimiento por unos 10 o 15 minutos más para que la sangre fluya y los ligamentos no se dañen, esto te garantiza una mejor recuperación física.

2. Rehidrátate y recupera tu energía. La hidratación de tu cuerpo va a lubricar nuevamente todas las articulaciones trabajadas y te ayudará a mantener la temperatura corporal. Es recomendable comer proteínas y carbohidratos complejos dentro de los primeros 15 minutos de haber entrenado.

3. Consume proteína. Es importante consumir proteínas. Para reparar los tejidos, fortalecer los músculos y transportar el oxígeno a la sangre. Lo mejor es consumir un buen batido alto en proteínas.

4. Consume proteína. El consumo de la misma ayudará para reparar los tejidos, fortalecer los músculos y transportar oxígeno a la sangre, se recomienda tomar batidos ricos en proteínas.

5. Ve al sauna. Si tu entrenamiento físico es bastante fuerte, entonces es bueno tomarte un tiempo y visitar el sauna, con esto ayudarás a eliminar sustancias tóxicas de tu organismo y te relajará.