Estás en: Inicio / Mundo Plus / Salud / ¿Cómo influyen las redes sociales en el aumento de la depresión en jóvenes?

Salud

¿Cómo influyen las redes sociales en el aumento de la depresión en jóvenes?

Si bien en sí mismas no son perjudiciales, las redes sociales pueden llegar a ser un factor influyente en la autoestima de las personas, en especial de los más jóvenes, pues en estos espacios virtuales se pueden ventilar temas personales e íntimos, que mellan la integridad de los usuarios.

En el seminario «Millennials y Generación Z. La Depresión invisible», organizado por la farmacéutica Lundbeck, han revelado que más que el uso de las redes sociales es el abuso de estas es uno de los asuntos actuales que más preocupa a los psiquiatras.

Esto por el incremento de consultas de jóvenes y menores de 18 años que abusan de las redes sociales y que padecen depresión, tienen baja autoestima, rechazan su imagen corporal, afrontan de forma inadecuada las dificultades cotidianas y a veces también sufre un “vacío existencial”.

Según Mariana Días-Marsá, presidenta de la Sociedad de Psiquiatras de Madrid y psiquiatra del Hospital Clínico San Carlos, cada son más los jóvenes diagnosticados con depresivos que pasan horas y horas en redes sociales.

Este hábito o manía de uso contante de las redes puede conllevar a alteraciones en la calidad del sueño, a una menos autoestima, ansiedad, depresión e inquietud. Los jóvenes pueden sufrir al no poder responder de inmediato a textos o mensajes durante la noche y muestran cierta necesidad de mirar compulsivamente a los otros.

Para muchos de estos jóvenes el “ser popular” se ha vuelto en su máxima aspiración y hacen de todo para sumar amigos, seguidores, comentarios o likes, llegando a excesos como el exhibicionismo o agresión hacia otros.

Otro de los problemas crecientes es el acoso cibernético, un factor de riesgo de la depresión y hay que tener en cuenta que siete de cada diez jóvenes afirman haberlo experimentado.

Según Víctor Pérez Sola, director del Institut de Neuropsiquiatria i Addicions del Hospital del Mar de Barcelona, la depresión va en aumento y se espera que para el 2030 sea la primera causa de incapacidad laborar, y es por este motivo, que ha sido considerada, junto a las adicciones, como uno de los factores que más afecta la salud mental de los jóvenes.

Los especialistas señalan que los factores más determinantes para que alguien sea vulnerable a la depresión son, además de la genética (entre el 30 y 40 % está vinculado a ella), el lugar y entorno en la infancia o adolescencia. En esos espacios y situaciones, muchos de los jóvenes con depresión han sufrido malos tratos, abusos, «bullying» o acoso, y no lo han contado, no han accedido al sistema sanitario.

El reto en la actualidad es acercar a los más jóvenes al sistema de salud e intentar llegar a ellos para diagnosticar a tiempo este tipo de enfermedades y no se llegue a crisis que los puedan llevar hasta la muerte.
Fuente: abc.es