Estás en: Inicio / Mundo Plus / Salud / Mejora el sueño de tu bebé agregando alimentos sólidos a su dieta

Salud

Mejora el sueño de tu bebé agregando alimentos sólidos a su dieta

Durante los primeros meses de vida los bebés suelen tener un sueño muy ligero y no logran dormir una noche de corrido, pero esto podría cambiar modificando su dieta.

Según un estudio publicado en JAMA Pediatrics, la mejor manera de hacer que un bebé de menos de seis meses duerma bien es incorporando sólidos en su cena, situación que contradice la recomendación oficial de la Organización Mundial de la Salud que señala que los bebés sean alimentados exclusivamente con leche materna hasta los seis meses.

Para el estudio, los investigadores de la Universidad de Londres, King’s College y St George monitorearon a 1303 bebés de tres meses y los dividieron en dos grupos. Los bebés de un grupo solo se alimentaban de la leche materna, mientras que los otros también comían algunos alimentos sólidos. Los padres debían rellenar cuestionarios cada mes hasta que sus niños cumplieran un año, y después de eso cada tres meses hasta que los pequeños tuvieran tres años.

Gracias a este seguimiento descubrieron que los niños que comían algunos sólidos no solo dormían más, sino que se despertaban con menos frecuencia y tenían menos problemas para dormir que los que solo tomaban leche.

Si bien las revelaciones parecen prometedoras, las diferencias entre los grupos de bebés no eran muy grandes. En promedio, los pequeños que comían sólidos dormían 16 minutos más por noche que los que solo tomaban leche. Sin embargo, si bien parece poco, dos horas de sueño más en la semana puede hacer una gran diferencia para los padres.

Esta investigación contradice las recomendaciones de la OMS, según una entrevista de la BBC con la doctora Mary Fewtrell, líder en nutrición en el Royal College of Paediatrics and Child Health, esas directrices están bajo revisión en el momento. Sin embargo, eso no significa que, si tienes un bebé, puedas incorporar sólidos en su dieta, siempre es mejor consultar con un médico antes de hacer cualquier cambio en la alimentación de los niños.

Las primeras comidas que recomiendan incluir en la dieta de los bebés son:

Frutas y vegetales hervidos hasta que estén suaves, como patatas, boniatos, zanahorias, manzanas o peras.

Frutas suaves, como melocotón o melón.

Arroz o cereal para bebés mezclado con leche.

Puré de frutas o vegetales.