Estás en: Inicio / Mundo Plus / Viajes / Entérate por qué nunca debes dormir mientras tu avión despega o aterriza

Viajes

Entérate por qué nunca debes dormir mientras tu avión despega o aterriza

2017-11-06 12:49:27

Definitivamente el por qué nunca debes quedarte dormido durante el despegue o el aterrizaje de tu avión te extrañará. Pero, solo imagina que, luego de atravesar el aeropuerto sin mayor problema, por fin te encuentras en tu asiento de avión, te acomodas con tu almohada para el cuello, sacas algunas de esas canciones que inducen el sueño y te preparas para pasar tiempo de calidad durmiendo. Bueno, te contamos que estás a punto de cometer un grave error que pondría poner en riesgo tu salud, así lo informa la revista Travel + Leisure.

Según MedlinePlus, quedarse dormido durante el aterrizaje o el despegue puede causar daños graves en los oídos. Todo tiene que ver con los rápidos cambios en la presión de aire en la cabina.

Si estás despierto, una respuesta natural para aliviar la presión sobre los tímpanos durante el despegue y el aterrizaje es “explotarlos”, para mantener un equilibrio de presión. Si estás durmiendo en un avión, no puedes trabajar activamente para relajar esos músculos y liberar la tensión, por lo que puede volverse susceptible a mareos, infecciones de oído, daños en el tímpano, pérdida de audición y hasta hemorragias nasales.

“Un cambio rápido de altitud afecta la presión del aire en el oído”, dice Angel Chalmers, un farmacéutico británico, a través de Express. “Esto lleva a un vacío en las trompas de Eustaquio que hace que los oídos se sientan bloqueados y suenen raro”.

Para mantener las trompas de Eustaquio despejadas debes mantener esos ojos abiertos durante al menos unos minutos más. Así que, en lugar de ponerte a dormir, abre el libro que acabas de comprarte en la terminal y lee por unos minutos más hasta que el avión esté en el aire. Y antes de aterrizar, si vas a estar en los brazos de Morfeo, solicítale a la asistente de vuelo que te despierte.