Estás en: Inicio / Mundo Plus / Viajes / Pueblos españoles que te harán sentir que viajaste al pasado

Viajes

Pueblos españoles que te harán sentir que viajaste al pasado

No necesitas una máquina del tiempo como el DeLorean del Doctor Emmett Brown, ese el de las aventuras de Marty Mcflye, en la película Volver al Futuro, para viajar al pasado y conocer cómo se veía España durante el Medioevo, comprendido entre el siglo V y el XV.

Aún muchos lugares de España aún se conservan murallas, castillos, monasterios y palacios señoriales que te harán sentir como si estuvieras en la antigüedad. A continuación te diremos cómo se llaman esas villas que se encuentran ancladas en el tiempo.

Besalú (Girona, La Garrotxa)

Besalu

Es un municipio de la comarca de La Garrocha, en la provincia de Gerona, Comunidad Autónoma de Cataluña, España.

El origen de la ciudad habrá que buscarlo en su castillo, documentado ya en el siglo X y situado en la cima de una colina, donde se encuentran también los restos de la colegiata de Santa María. En 1966 el pueblo fue declarado Conjunto Histórico Nacional por su enorme valor arquitectónico ya que acoge uno de los legados monumentales más notables de la época medieval catalana.

Besalú es un imán de visitantes por lo que queda de su judería y, también, para contemplar el “Mique”, unos baños judíos de purificación, únicos en España y los mejor conservados de toda Europa.

Olite (Navarra, Zona Media)

Olite

Es un municipio y una ciudad española de la Comunidad Foral Navarra, el cual es para muchos el conjunto medieval más bello de España, aunque sus orígenes son anteriores, pues la villa fue fundada por los romanos en el siglo I.

Entre los siglos XIII y XIV, los reyes de Navarra trasladaron aquí su corte, y Sancho VII el Fuerte hizo honor a su mote levantando el castillo. Fue Carlos III el Noble quien se volcó en el desarrollo urbano de lo localidad, completando el castillo con tal lujo de miradores, galerías, estancias y jardines colgantes que pasó a convertirse en el señorial palacio que hoy admiramos.
Villa con elegante trama, Olite es toda una referencia obligada en Navarra.

Albarracín (Teruel), Villa Encantada

Albarrarcin

Se realizó sobre los restos de una villa romana, datada alrededor del siglo II a.C., de la que se conservan parte de su trazado y los restos del acueducto romano de Albarracín-Cella, excavados en la roca.

Los colores rojizos y ocres de sus intricadas casonas son una metáfora del paisaje que lo rodea. Realmente es un pueblo que se deja querer. El primer contacto es excelente. Uno se da perfecta cuenta del gusto de sus habitantes.

Es una ciudad de sombras, de silencios e indescifrables susurros. En las frescas noches de primavera parece sumida en la mudez y la más profunda soledad. Es entonces cuando la villa cobra su mayor encanto: las luces que la iluminan adoptan formas que bien merecen ser rescatadas en la memoria de todos.

Santillana del Mar (Cantabria)

Sanrtillana_Mar

Es un municipio y una villa de la comunidad autónoma de Cantabria (España). Se encuentra en la costa occidental de Cantabria, comarca de la que es su extremo este. Se la conoce popularmente con el sobrenombre de villa de las tres mentiras, puesto que ni es santa, ni llana, ni tiene mar.

El nombre del lugar fue Sancta Iuliana y con el creciente poder de las órdenes religiosas tuvo el apoyo de nobles y aportaciones de vasallos que se establecieron, como era norma, alrededor del monasterio. Así es como llegó a ser la mayor abadía de Cantabria durante la Edad Media. Y así es como nace Santillana, nombre que surge como una deformación de Sancta Iuliana.