Se ha copiado la url

Evita estos cinco malos hábitos que aceleran el envejecimiento

Vivir de forma saludable, dormir bien y tener una rutina de trabajo agradable y adecuada es una manera adecuada de minimizas el envejecimiento.

Jueves 11 de Julio, 2019
Loading...
Evita estos cinco malos hábitos que aceleran el envejecimiento
(Foto: iStock)
1 de 3

Las arrugas, manchas, signos de expresión marcados en el rostro, manos o diferentes partes del cuerpo no son necesariamente señales que responden al factor edad, como muchas personas presumen. Ya que ciertos hábitos pueden desencadenar graves consecuencias en nuestra piel.

Ante esta situación, la doctora Elaine Chang Crespo, especialista en medicina estética láser de Aquamed, advierte que el proceso lento o acelerado del envejecimiento dependerá de diversos indicadores, como por ejemplo, el llevar una dieta adecuada o realizar ejercicio regularmente.

“El consumo del tabaco reduce la oxigenación cutánea, mientras que, por su parte, el alcohol la deshidrata, haciéndola lucir opaca”, menciona la especialista.

La especialista compartió cuáles son los cinco hábitos que las personas deberían olvidar si lo que buscan es retrasar el proceso de envejecimiento:

1. Dormir con maquillaje: Por la noche la piel regenera sus células y al permanecer cubierta con productos los poros no respiran de manera correcta, lo cual genera además la aparición de acné.

2. Permanecer por mucho tiempo frente al celular: La luz producida por los equipos móviles acelera la pigmentación y el proceso de oxidación de las células de la piel.

3. Beber alcohol en exceso: El consumo de este limita la producción de la vitamina A, responsable de mantener la flexibilidad y firmeza del rostro.

4. Mal manejo del estrés: La mejor manera de minimizar el estrés y, por lo tanto, el envejecimiento, es vivir de forma saludable, dormir bien y tener una rutina de trabajo agradable y adecuado.

5. Consumo excesivo de ciertos alimentos: El exceso de grasas, dulces y frituras repercuten en la elasticidad y tonicidad de la piel, provocando la aparición de arrugas.

Añade tu comentario